Procedimiento Administrativo Común: ¿En qué consiste y cómo afecta a tus finanzas y contabilidad?

El procedimiento administrativo común es un conjunto de actuaciones que se llevan a cabo en el ámbito administrativo para resolver las controversias que puedan surgir entre la Administración Pública y los ciudadanos. En este artículo, analizaremos en qué consiste este procedimiento, los pasos que se deben seguir y las normas que lo regulan.

¿Qué es el procedimiento administrativo común?

El procedimiento administrativo común es el conjunto de actuaciones que se llevan a cabo en el ámbito de la Administración Pública para resolver las discrepancias o controversias que puedan surgir entre la Administración y los ciudadanos. Es una vía para garantizar el ejercicio de los derechos de los ciudadanos y asegurar que la Administración actúe de forma justa y transparente.

Normativa aplicable

El procedimiento administrativo común está regulado por la Ley 39/2015, de 1 de octubre, del Procedimiento Administrativo Común de las Administraciones Públicas. Esta ley establece los principios generales que rigen el procedimiento administrativo y las garantías de los ciudadanos en sus relaciones con la Administración Pública.

Fases del procedimiento administrativo común

El procedimiento administrativo común consta de varias fases, que son las siguientes:

1. Iniciación: En esta fase se inicia el procedimiento a través de una solicitud o instancia presentada por el interesado. La Administración tiene un plazo determinado para admitir o no la solicitud.

2. Ordenación e instrucción: Durante esta fase, la Administración recopila la información necesaria para resolver el procedimiento y ordena las actuaciones a seguir. Se pueden llevar a cabo trámites como la recogida de pruebas, la audiencia a los interesados o la emisión de informes técnicos.

3. Finalización del procedimiento: En esta fase se dicta la resolución correspondiente, que puede ser estimatoria o desestimatoria. Si la resolución es favorable, se establecen las condiciones o requisitos que debe cumplir el interesado. En caso de ser desfavorable, se notificará al interesado junto con los recursos que puede interponer.

Leer más  Definición de imprudencia punible: qué es y cómo evitar consecuencias legales

Plazos

El procedimiento administrativo común está sujeto a una serie de plazos establecidos por la normativa. Estos plazos varían según la actuación que se deba realizar. Es importante tener en cuenta estos plazos para no incurrir en infracciones o sanciones.

Recursos

En caso de no estar conforme con la resolución adoptada en el procedimiento administrativo común, los interesados pueden interponer los recursos correspondientes. Los recursos más comunes son el recurso de reposición y el recurso contencioso-administrativo.

Conclusión

El procedimiento administrativo común es un proceso fundamental para garantizar los derechos de los ciudadanos y la transparencia de la Administración Pública. Siguiendo las etapas establecidas y cumpliendo con los plazos y requisitos, los ciudadanos pueden hacer valer sus derechos y obtener respuestas por parte de la Administración.

¡Comparte este artículo!

Tabla de contenidos

Garod: Abogados y Asesores es un blog dedicado a proporcionar información precisa y actualizada sobre temas legales, contabilidad y derecho.

Artículos recientes

Usa las teclas ⬅️ ➡️ para navegar